Boyacá BIO empodera a las comunidades.

bio_21_11_2018

Avanzan estudios sobre la biodiversidad del Departamento y al tiempo, la valoración social de la misma.

Tunja, 21 de noviembre de 2018. Las Expediciones BIO para Boyacá, lideradas por el Instituto de Investigación de Recursos Biológicos ‘Alexander von Humboldt’ y la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia, completaron siete expediciones.
De manera simultánea, habitantes de aquellos lugares han tenido la oportunidad de saber con anterioridad lo que sucederá en su territorio y de acompañar al grupo a cargo del estudio, durante los diferentes recorridos.
Estas acciones son parte de la estrategia de investigación social participativa de uno de los proyectos, en marcha, dentro del programa de desarrollo verde Boyacá BIO, el cual cumplió un año de exitosas experiencias.
El objetivo de las Expediciones BIO para Boyacá, cosiste en generar insumos que articulen la gestión integral de la biodiversidad y los servicios ecosistémicos, es decir, su uso sostenible, con la toma de decisiones o planificación del Departamento, además de conocer especies de flora y fauna, aumentar los niveles de producción científica con enfoque de uso, manejo y preservación de estas, y motivar la participación comunitaria en la generación de información relacionada con su entorno.
A la fecha van siete estudios, desde febrero pasado cuando empezaron: Santuario de Flora y Fauna Iguaque, Lago de Tota (3), Páramo Rabanal, Páramo de Bijagual – Mamapacha y Páramo El Valle, en dónde ha sido indispensable trabajar junto a los saberes locales, considerar las opiniones de la gente e integrarla en la planificación y ejecución de los estudios.
En los encuentros participativos previos, en particular referentes a expediciones tipo 1 y 2, las cuales estudian más número de grupos taxonómicos y su tiempo de duración en campo es mayor, son abordados temas como el uso de los recursos naturales, y las interacciones con la biodiversidad.
“La comunidad se empodera de su territorio, cuando conocer el valor biológico y iambiental del mismo”, asegura la directora de Planeación Territorial en el Departamento Administrativo de Planeación, Sara Vega, y agrega que la participación ha sido efectiva, de manera especial, por parte de la gente de los páramos, “muy atenta frente a la salvaguarda de los mismos”.
Las Expediciones BIO dejan al Departamento, “comunidades empoderadas que defienden, protegen y valoran mucho más sus ecosistemas y su biodiversidad. Nadie cuida aquello que no conoce”, indica la Directora.
Las muestras recolectadas en campo, pasarán por análisis taxonómicos hasta nivel genético, para identificar familia, género y especie, y averiguar si se trata de registros publicados en el Sistema de Información Biológica de Colombia o de hallazgos nuevos. Una vez procesada y organizada la información, será de acceso público a través del Instituto Humboldt y la UPTC.
Próximamente serían visitados los páramos de El Consuelo, Ocetá, Pisba; bosque alto andino de Monte y Pinal en Pauna; bosque seco en las cuencas alta y media del río Chicamocha sobre Paz de Río y Socotá; y bosque húmedo tropical en el piedemonte llanero de Santa María, San Luis de Gaceno y la Serranía de Las Qunchas.
Estos estudios, en total 17 en seis ecosistemas, por $ 6.391 millones, proyectados hasta julio de 2019, han sido tan bien recibidos por parte de las comunidades, que podría tener una fase adicional. (Fin / Deisy A. Rodríguez Lagos).

Dejar un Comentario